Correr por el monte ¿con o sin música? – Naturtrail

Entrenar el alma....Por Jordi Corbella

0
2070

musicaPara un deportista es tan importante entrenar el aspecto físico como el psicológico, ambas vertientes forman un binomio que debe estar en armonía para que los resultados lleguen. Son muchas las rutinas y tablas que aparecen en varias publicaciones y que nos sirven para entrenar la parte física de nuestro cuerpo, pero ¿y la parte emocional?

bien,  para muchos la música es la forma de entrenar el alma, aquella que nos gusta y hace que nos evadamos mientras practicamos nuestro deporte favorito y nos ayuda a estar contentos, pero ¿es un contrasentido?

Correr o no con música

Estamos muy habituados a ver a multitud de corredores de asfalto con los auriculares puestos y a nadie le sorprende, pero cuando entramos en el mundo del Trail las cosas cambian. Partidarios y detractores se enzarzan en debates estériles sobre que es lo correcto.

Comentarios en redes sociales, como respuesta a alguna fotografía de algún/a  corredor/a de renombre corriendo con música han desatado la polémica, llevando al extremo la búsqueda de la perfección.

Sinceramente, creo que no hay correcto o incorrecto en un tema tan personal como este. Evidentemente, y en esto creo que estaremos todos de acuerdo, correr por la montaña proporciona una conexión con la naturaleza que pocos deportes te la pueden ofrecer, y entre los detractores de la música su argumento reside en que con ella, eliminamos una parte muy importante de esa conexión, sin embargo hay momentos para todo.

Hay días en los que uno necesita oír todo lo que se mueve a su alrededor, escuchar las pisadas en el barro, los pájaros o el agua que corre de un río cercano, pero hay otros en los que nuestra mente nos pide evadirnos, centrarnos en lo que vemos y disfrutar de nuestras canciones preferidas mientras sufrimos en las cuestas.

En un mundo en el que cada uno vive la montaña como más le llena, sobran puritanismos que critiquen aspectos tan personales como este. Dudo, que ningún corredor con los auriculares puestos no disfrute de los rincones por los que está pasando, en caso contrario no dudaría ni un segundo en quitárselos.

Las únicas leyes deben ser el respeto por el lugar que pisamos, todo lo demás debería quedar libre de controversias en defensa de un ideal que al fin y al cabo tan solo responde a la forma que cada uno tiene de disfrutar.

En la montaña, como en la vida, hay momentos para todo.  

Jordi Corbella, Escritor y juez de Carreras por Montaña de la F.C.D.M.E

Dejar una respuesta